martes, 8 de junio de 2021

Reseña La Cinta Roja


¡Hola Saqueadores!

¡Al fin he terminado los exámenes!. Os puedo asegurar que he continuado leyendo como nunca, pero si que es verdad que hacía tiempo que no me podía sentar tranquilamente con musica chula a escribir un rato. De vuelta a los clásicos de este blog, hoy os traigo una reseña sobre otra historia sobre el Holocausto. ¡Vamos con ella!
Tengo la sensación de que siempre que hago una reseña sobre un libro ambientado en la Segunda Guerra Mundial digo lo mismo. Pero es que es cierto. Soy una apasionada de este tipo de literatura. Creo que es porque no termino de entender cómo algo tan inhumano pudo pasar. Soy curiosa por naturaleza, y leer sobre la vida en los campos de concentración me intriga sobremanera. Soy también consciente de que muchas de estas novelas están muy, pero que muy romantizadas, pero no puedo negar que las disfruto enormemente. 

En esta ocasión nos encontramos con Ella, una muchacha judía que es llevada a
Auschwitz con apenas catorce años. Desde niña, fue criada por sus abuelos y le guarda un especial cariño a su nana, quien le enseñó a coser. Gracias a esta habilidad, Ella entra a trabajar como costurera en un taller integrado en el campo, con el propósito de vestir a las mujeres de los generales. Entre telas, hilos y máquinas de coser, nuestra protagonista terminará por hacer una amiga que, a pesar de resultar algo frustrante al principio, terminará por salvarle la vida. Mientras tanto, somos testigos de todas las historias que Rose cuenta a sus compañeras de trabajo y de barracón. Utilizando la literatura como mecanismo de defensa, la hija de una escritora reconocida se convertirá en una de las pocas razones por las que Ella continuará peleando por salir de Aushwitz, además de por su afán por encontrar a sus queridos abuelos, de los que la separaron. 

Además de la historia de Ella y Rose, Lucy Adlington nos presenta distintos personajes que tienen sus propias historias también. Ya sea trabajando en el taller, durmiendo en el barracón, arreglando las máquinas de coser o dirigiendo a las prisioneras, distintas personas interactúan con nuestra protagonista y nos muestran lo distinta que puede resultar la vida para unos y otros personajes dependiendo de su rango u estatus. Esto fue algo que me gustó mucho, a pesar de que Adlington no indaga en profundidad en lo que son las relaciones externas de los personajes. Si que es cierto que apenas me dio tiempo a encariñarme con muchos personajes. Por ejemplo, el chico que "arregla" la máquina de coser de Ella, es introducido en la narración como si fuera a terminar siendo el interés romántico de la protagonista. Sin embargo, el chico apenas tiene relevancia en la historia. Al principio esto me chocó un poco, pero poco a poco me fui dando cuenta de la intención de la autora, que ahora os comento.

En general, toda la historia es una oda a la amistad. Lucy Adlington escribe desde el principio un libro en el que, en lugar de centrarse en el romance y la evolución de la protagonista, mantiene la atenció del lector en cómo su amistad con Rose se desarrolla con el tiempo. Se centra en el amor, efectivamente, pero no en el romance convencional, sino en el amor que se tienen Rose y Ella. Su relación no es perfecta desde el principio, ni mucho menos. Al principio, Ella considera que Rose es una estirada pedante. Sin embargo, a medida que pasan tiempo en el taller, comienzan a desarrollar una especie de vínculo que se afianzará gracias a las experiencias que viven en el campo de concentración. 

A pesar de ser una historia terrible (aunque narrada de forma preciosa) y con la que he llorado, tengo que admitir que no ha sido el mejor libro que he leído sobre el tema. La narración en general me pareció preciosa, poética y adjetivada. Sin embargo, me pareció que algunos cabos quedaban sueltos. Quizás me resultó incluso que la narración era demasiado optimista. El final, además, me pareció muy apresurado. Me dió la sensación de que la autora nos estaba preparando para un final apoteósico, y cuando llegué a las últimas páginas del libro, todo pasó tan rápido que no me dio tiempo a procesarlo. Además, no fue hasta los últimos capítulos que la cinta roja entró en vigor. Para titularse así el libro, me pareció que llegaba bastante tarde a escena. 


Una lectura preciosa con un epílogo algo apresurado que recomiendo a pesar de sus puntos débiles, porque no puedo negar que la he disfrutado. ¿Vosotros qué pensáis, Saqueadores? ¿Lo habéis leído? ¡Os leo aquí abajo!

9 comentarios:

  1. ¡Hola María! Fue una muy buena reseña. Tomé nota. No lo había leído antes, pero me intrigó. Muchas gracias por su sugerencia. Les deseo un hermoso y saludable día. 💖💖💖

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola! No conocía el libro, pero esta vez lo voy a dejar pasar porque no es un género que suela leer y no termina de llamar mi atención. De cualquier manera, me alegra saber que te ha gustado (a pesar de ese final apresurado) y muchas gracias por la reseña. ¡Besos!

    ResponderEliminar
  3. ¡Hola cielo!
    La verdad es que esta no es una lectura para mí por lo que la dejo pasar pero me alegro mucho de que tú la hayas disfrutado pese a esas cosas que dices que te faltaron.
    Gracias por la reseña, un besote enorme.

    ResponderEliminar
  4. Holaa!! pues no lo conocía pero no descarto darle una oportunidad más adelante. Gracias por la entrada.

    Blessings!!

    ResponderEliminar
  5. ¡Hola! Me apunto la recomendación porque me ha llamado mucho la atención, parece una historia interesante y trata del holocausto. Un saludo.

    ResponderEliminar
  6. esta la he visto en algun blog pero me la salto porque creo que me daria pena

    ResponderEliminar
  7. Hola María!! Lo desconocía por completo, no descarto darle una oportunidad más adelante. Tomo buena nota de tus impresiones lectoras. ¡Gran reseña y gracias por tu recomendación! Besos!!

    ResponderEliminar
  8. Hola, María!
    Vuelvo a escribir el comentario porque justo se me ha ido el internet y no estoy segura de si se ha llegado a mandar 😂
    No conocía el libro, pero me ha llamado bastante la atención por lo que cuentas. Me gusta eso de que se centre en la amistad entre las dos chicas, no es algo habitual y puede llegar hasta ser difícil de escribir, yo creo.
    A mí también me encantan los libros sobre la II Guerra Mundial! Aunque hace bastante que no leo uno 🙈
    Gracias por la reseña!

    ResponderEliminar