Reseña Un juego para los vivos.

noviembre 05, 2018




¡Hola Saqueadores!

Hoy estoy muy contenta con la reseña que os traigo porque ¡se trata del libro número 70 del 2018! ¡Wuooou! En verdad pensaréis que voy muy atrasada si quiero leer 100 libros, pero el caso es que el libro lo terminé el 7 de octubre (igualmente voy atrasada, sí...).



Resultado de imagen de un juego para los vivosAUTORA: Patricia Highsmith
EDITORIAL: Mosaico
PÁGINAS: 343
PRECIO: 9 €
FORMATO: Tapa blanda
ISBN: 978-84-92682-23-2

SINOPSIS:
Theodore es dulce y afable, Ramón es irascible y temperamental. Theodore proviene de una próspera familia alemana, Ramón nació en la pobreza. Theodore no cree en nada, Ramón es un católico devoto. Aparentemente, nada les une... excepto Lelia, la amante que Theodore y Ramón comparten amistosamente. Pero la joven Lelia acaba de morir brutalmente violada y mutilada. ¿A manos de quién? En el círculo bohemio y desenfadado de artistas en el que se mueven Theodore, Ramón y Lelia en México, a nadie parece molestar el triángulo amoroso que se forma entre los tres amigos. Pero el asesinato de Lelia desencadena una creciente tensión entre los dos hombres que la compartían como amante. Numerosas dudas se ciernen sobre el sospechoso natural: Ramón. Sin embargo, a Theodore no parece importarle y decide proteger a Ramón de la policía y de sí mismo. ¿Acaso les une algo más que una buena amistad y su amor por Lelia? Moviéndose en una sugerente ambigüedad, Patricia Highsmith presenta una intriga con una gran carga psicológica. La culpa y los celos dificultan la investigación de la verdad tras la muerte de Lelia, pero mucho más complicado lo pone la intensa amistad entre Theodore y Ramón, pues no sólo les permitió compartir amante, sino que además sobrevive a la sospecha de que uno de los dos es un asesino.




Resultado de imagen de Pfff gifDescubrí este libro en la estantería de mi madre, en un momento del que no disponía ni de Internet ni de tiempo para ir a la biblioteca (que tenía que estudiar, vaya). Así que como ya había leído El talento de Mr Rippley (reseña aquí), decidí darle una oportunidad. 
A pesar de que el libro anteriormente mencionado me pareció muy bueno, he de decir que este otro, me resultó algo tedioso de leer, os explico primero la sinopsis y luego os doy mi opinión.

Resultado de imagen de mystery gifEl libro cuenta el asesinato de una chica que mantenía varios amantes, todos conocidos entre sí. A pesar de su carácter alegre y feliz en toda situación, y de la ventaja de que ninguno de los amantes se sintiera celoso o menospreciado, todo lo bueno termina pronto y finalmente es encontrada en su apartamento brutalmente asesinada y violada (según más tarde estamentó el informe policial) por Theodore, probablemente el más enamorado de los amantes.
A partir de ahí comienza la lucha por descubrir quién es el asesino y por evitar las confesiones falsas. Contra todo pronóstico Theodore no deja que lo frenen los comentarios despectivos hacia su amada y junto a su mejor amigo, amante también de Lelia y depresivo con un temperamento bastante violento e irregular, se adentran en una aventura para descubrir quien es en verdad el asesino de Lelia.

Resultado de imagen de poor thing gifAparentemente el resumen es muy interesante y la historia está muy bien, pero el caso es que a la hora de narrarla, es demasiado lenta. No tardé demasiado en leerlo, pero he de admitir que he leído algunas páginas así por encima, porque cuando me he parado a revisar, no se decía nada importante en ellas. Todo eran diálogos banales, conversaciones míticas de "¿qué tal en el trabajo tu primo?", no tenían demasiado sentido, y evidentemente, no tenían importancia o relevancia alguna en la trama.
Por otra parte, los personajes. Lelia es dibujada como la mejor chica del mundo, agradable, siempre de buen humor, preciosa y de físico inmejorable... Pero como en realidad solo hace acto de presencia en la historia como un cadáver, te hace echar algo de menos durante toda la novela. Eso me gusta, no me malintermpretéis, pero al mismo tiempo te hace hacerte una opinión totalmente contraria sobre la difunta protagonista.
Theodore, por otra parte me parece muy buen personaje. Es un pintor, y su amor por el arte y su personalidad artística y creativa se refleja muy bien en las páginas en que se le describe, en la manera de hablar, en sus pequeños detalles. Y qué decir de Ramón, con su carácter fácil de irritar y su personalidad depresiva y religiosa al extremo. Es un personaje que realmente inspira tristeza y lástima, pero se le coge cariño con facilidad.


¿Y vosotros? ¿Lo habéis leído? ¿Qué os ha parecido el final?




You Might Also Like

0 comentarios