Reseña En el Otoño de sus Vidas

 ¡Hola Saqueadores!

La reseña de hoy es una muy especial. De nuevo me he puesto en contacto con el equipo de Éride Ediciones, ya que, el otro día, mientras echaba un vistazo a su catálogo, me encontré con un título en particular que llamó mucho la atención. En el Otoño de sus Vidas, de Ignacio Ramón Martín Vega, es un libro de esos que uno ve por todas partes, y que se te pega a la cabeza por la necesidad de leerlo. Por ello, decidí pedirles por fin el ejemplar para poder leerlo y reseñarlo para vosotros. ¡Dentro reseña!

Lo primero de todo, quisiera agradecer a la editorial por el ejemplar. Como os he dicho, ya había visto este libro publicitado por otros bloggers tanto en esta plataforma como en redes sociales, así que realmente tenía muchas ganas de hacerme con una copia. Llevaba ya varios días leyendo fantasía, distopías y ficción histórica, así que me apetecía cambiar el rumbo de mis lecturas. Cuando leí la sinopsis de En el Otoño de sus Vidas, vi esa oportunidad disfrazada de contemporánea. Nunca había leído nada de Martín Vega, pero en cuanto comencé la introducción de Eugenia Torres, supe que iba a ser un título que iba a disfrutar sobremanera. 

El libro trata la historia de Penélope y Aitor. Estos dos personajes no tienen nungún tipo de relación alcomienzo de la trama. Ella es un ama de casa atrapada en un matrimonio monótono y sin amor, y él es un cardiocirujano al que su carrera nunca le ha permitido encontrar el amor. Cuando Penélope ya tiene 55 años, decide cambiar el rumbo de su vida. No drásticamente, pues ella cree que sigue amando a su marido y le debe continuar con el matrimonio. Sin emmbargo, comienza a dedicarse tiempo a sí misma, a sus pasiones y a sus placeres. El gimnasio, la pintura, la lectura... Aún así, eso no es suficiente para que esta mujer sienta que está tomando el rumbo de su vida. Una mañana, con la llegada del buen tiempo, Penélope decide llevarse un libro al Parque del Retiro, y disfrutar de la historia rodeada de naturaleza y tranquilidad. Cuando pausa la lectura para tomarse un refresco en uno de los quioscos, todas las mesas están ocupadas, pero ella es la única que se encuentra sola. De repente, un atractivo extraño le pregunta si el sitio está ocupado, y nuestra protagonista se ve envuelta en una agradable conversación que tendrá oportunidad de continuar en otra ocasión, aunque se sienta terriblemente culpable. 

Si bien el principio de la novela nos plantea el encuentro de estos personajes, el resto del libro se encarga de retratarnos a estas dos personas de forma individual, centrándose especialmente en su infancia y personalidad. Esto ha sido algo que me ha gustado sobremanera, ya que el autor nos abre una puerta a la personalidad, las opiniones y la forma en que ambos personajes fueron criados. Mientras que Aitor cuenta con los beneficios de ser un hombre a mediados del siglo XX, a quien siempre se le ha dicho que puede conseguir lo que quiera, y que ha llegado lejos como cardiocirujano, y Penélope siempre ha sido criada en la idea de que su función en la vida es casarse y tener hijos. Mientras que el hombre vivió una vida despreocupada, centrada en sí mismo, la mujer siempre se ha mantenido fiel a su sueño de convertirse en la mujer de un marido que la quiera y formar una familia. Cuando era pequeña, su abuela le hizo prometer en su lecho de muerte que sólo se casaría si sentía mariposas en el estómago. Al principio, nuestra protagonista tuvo tal afirmación presente, pero finalmente la vida la juntó con Julio, con quien la monotonía se convirtió en algo regular. Aitor, por otra parte, es un hombre atractivo, agradable e interesante, con una vida de viajes, cenas y congresos. Es por eso que Penélope se ve atrapada entre dos mundos, su corazón dividido entre la lealtad a su marido y la curiosidad de una mujer que siempre se ha sentido poco querida. 

Cuando leí la sinopsis por primera vez, me imaginé una historia de amor, engaño, una trama que girara
alrededor del engaño de una mujer consumida por su matrimonio a su marido. Esto me llamaba más bien poco, pero en cuanto comencé el libro, me di cuenta de que Martín Vega había escrito algo mil veces mejor que mi idea preconcebida. Su narrativa no solo nos introduce en la vida de dos personajes que se encuentran en un punto de la historia, sino que nos hace indagar en la mente y los corazones de ambos. Su estilo es poético y elegante, y me ha encantado la forma en que me ha enganchado entre sus páginas sin permitirme un descanso. La narración es ágil y metafórica, con frases preciosas que estoy segura que disfrutaréis. 

Al final, en lugar de encontrarme con un romance estereotípico, me crucé con la historia de una mujer que quiso cambiar su vida y encontró a su alma gemela para hacerlo acompañada. En el Otoño de sus Vidas es un libro precioso, envolvente y personal, en el que encontraréis una historia encantadora y emocional, de esas que nos hacen sufrir, amar, y reir con los personajes. Éstos últimos son de esos que no se olvidan, con los que se empatiza hasta el punto de creer conocerlos en la vida real. De nuevo, me gustaría mucho agradecer a la editorial por el ejemplar y la oportunidad de leerlo, porque Maryín Vega me ha dejado con el corazón en un puño, y se ha abierto un hueco en el mismo. Definitivamente, un libro que no tardaré en recomendar a todas las personas de mi entorno, además de a vosotros, Saqueadores, porque realmente ha sido una lectura que he disfrutado enormemente. 

© Saqueadores de Palabras, AllRightsReserved.

Designed by ScreenWritersArena